¿Quiénes Somos?

El Común es una organización no gubernamental que nació como una propuesta de desarrollo basada en las necesidades de los campesinos y campesinas de la región, hacia finales de los años 70; fruto del trabajo realizado por el secretariado de Pastoral Social de la Diócesis de Socorro y San Gil SEPAS. Actualmente la organización se encarga de generar procesos organizativos que contribuyen a la conquista de reivindicaciones sociales, canalizando recursos que permiten el desarrollo de procesos sociales y productivos que propenden por el mejoramiento de las condiciones de vida de los asociados y su entorno, en el marco de una cultura renovada de identidad campesina.

NOTICIAS

Intercambio de experiencias para el desarrollo de comunidades campesinas

La semana del 11 al 16 de noviembre de 2019, un grupo de personas entre mexicanos y estadounidenses, que hacen parte de la organización Green Empowerment y Proyectos Para un […]

Asociaciones Campesinas le apuestan a la construcción de propuestas ciudadanas para ser incluidas en los Planes de Gobierno de 8 Municipios en Santander

Desde el mes de Mayo, El Común esta desarrollando por medio del proceso de Escuela Campesina que se adelanta con asociaciones campesinas  de 8 municipios de Santander, la construcción de […]

Pronunciamiento de la Red Nacional en Democracia y Paz

La Red Nacional en Democracia y Paz, conformada por un centenar de Organizaciones Sociales y Eclesiales en todo el territorio nacional lamenta y rechaza la declaración de un grupo de […]

Ver todas nuestras noticias

Pedro Fermín de Vargas, el precursor olvidado

Los Comuneros, arte y lúdica para no perder la memoria. Esta es una propuesta que busca fortalecer la identidad a través del aprendizaje de su historia y que cuenta con la cofinanciación de Concertación Nacional del Ministerio de Cultura.

Escuela Campesina - Comunicación Cultural

“La riqueza cultural de nuestros campesinos es inagotable”

COLABORADORES

NUESTRA HISTORIA

LA HISTORIA DE “EL COMUN” HACE PARTE DEL LEGADO HISTÓRICO INVALUABLE DE NUESTRA NACIÓN